Santo Domingo.-
Miembros de la Junta Popular de Organizaciones Barriales y Comunitarias (Juntapo) se manifestaron hoy frente a las oficinas de Edeeste, ubicada en la avenida Venezuela en el Ensanche Ozama, en reclama del cese de los apagones que, según denunciaron, afectan por más de 14 horas a los munícipes de Santo Domingo Este y en contra del aumento en la tarifa eléctrica aplicado en los últimos meses.

Un grupo de personas se apostó con pancartas y lámparas de gas, durante dos horas en el lugar donde también se presentaron agentes de la Policía, que se colocaron frente a la puerta del establecimiento para mantener el orden.

El coordinador de Juntapo, Ramón Ramírez, se quejó de que en los últimos tres meses se han agudizado los apagones y en ese mismo período la tarifa eléctrica ha sido aumentada en varios ocasiones. 

Dijo que en ese municipio no hay seguridad y los atracos se han incrementado por los apagones.

“No hay una banca que en la que no hayan robado tres o cuatro veces en la noche”, precisó. 

Dijo que esa organización se va a reunir para coordinar la fecha de las próximas manifestaciones que realizarán en los sectores de Los Tres Brazos y Los Minas.

Durante la protesta los manifestantes gritaban a los vehículos que pasaban por el lugar “Leonel fucú el pueblo quiere luz”, mientras que algunos conductores tocaban las bocinas y otros levantaban las manos en señal de apoyo. 

“Yo lo apoyo” dijo un vendedor de cuadros que pasaba por el lugar y una señora le señaló la lámpara de gas que llevaba en las manos, y exclamó “esto es lo que está de moda”.

Esta manifestación se realizó un día después de que el gobierno anunciara que esta semana se normalizará el servicio eléctrico nacional en un 80 por ciento, ya que adicionarán al sistema energético nacional unos 300 megavatios.